"Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre. Y predicaba, diciendo:" (Mc 3,6)

4 de abril de 2012

Mons. Francisco Polti: “Despenalizar el consumo de droga es hacerle un grave daño a la familia y a la sociedad”

El obispo de la Diócesis de Santiago del Estero, monseñor Francisco Polti, expresó su enérgico rechazo a todas aquellas medidas que “afecten al individuo, la familia y la sociedad”, entre las que se refirió a la despenalización del consumo de drogas, iniciativa que se analiza en el Congreso de la Nación.

“Despenalizar el consumo de droga es hacerle un grave daño a la familia y a la sociedad”, enfatizó el religioso en diálogo con EL LIBERAL. Monseñor Polti realizó un conciso análisis de los últimos acontecimientos políticos y sociales que vivió el pueblo argentino, a raíz de decisiones políticas e iniciativas que se analizaron en las esferas gubernamentales, como el aborto, el "matrimonio" igualitario, y las reformas al Código Civil.

“Es muy importante que se estudie cualquier cosa que toque al individuo, a la familia, a la sociedad en realidad, y que se vea con razones por qué se están poniendo estas cosas”, acentuó. “Favorecer el mal”. Al momento de referirse a la despenalización del consumo de drogas en el país, monseñor Polti hizo suyas palabras de Juan Pablo II cuando dijo que “la droga es un mal, y no se puede aceptar ningún mal o favorecer el mal, porque eso va a favorecer que la gente tenga más acceso a la droga”.

Texto completo:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Diálogo significa que hay más de una razón para exponer, una conversación entre dos o más personas que manifiestan sus ideas y afectos, también puede ser una discusión. El diálogo nos enriquece, por lo tanto: ¡bienvenida y bienvenido a dejar tu comentario en miel y langostas!

(Por favor, no publicidades ni SPAM)

Visita el Blog desarrollo biblico

Blog desarrollo bíblico

Llamá al (011) 4956-2399 y comunicate con nosotros

"Cómo interpretar la Biblia"

Auspiciado por el Departamento de Pastoral Bíblica Junta Catequística Arquidiocesana de Buenos Aires.