"Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre. Y predicaba, diciendo:" (Mc 3,6)

24 de agosto de 2011

Entrevista a mons. John Barwa SVD, arzobispo de Cuttack-Bhubaneswar, en India

"La paz en Orissa se puede construir sobre los cimientos de la reconciliación y la justicia": lo dice en una entrevista a la Agencia Fides su excelencia monseñor John Barwa SVD, Arzobispo de Cuttack-Bhubaneswar, en la víspera del "Día de la Memoria", proclamada mañana, 24 de agosto, para recordar a las víctimas de las masacres contra los cristianos de 2008. Cuttack-Bhubaneswar es la principal  diócesis del estado de Orissa (noreste de la India), con más de 62 mil católicos, e incluye el distrito de Kandhamal, centro en 2008, de masacres anti-cristiana en las que los grupos organizados de los extremistas hindúes provocaron más de 100 muertos y obligaron a 56 mil personas a desplazarse al interior. Monseñor Barwa, instalado tan sólo desde hace unos meses, está de visita en la zona y ha estado diciendo a los fieles que hay dos frases del Evangelio:  "No tengáis miedo" y "Amad a vuestros enemigos". Aquí está el texto de la entrevista a Fides.


Excelencia, ¿cómo vivirá el día 24 de agosto?
Será un aniversario vivido en la oración para el futuro de paz en Orissa. En muchas iglesias habrán celebraciones y vigilias. yo participaré en una celebración de la oración para recordar a las víctimas en una pequeña comunidad católica, en la intimidad con Dios en oración. Nosotros los cristianos queremos vivir en paz en nuestra tierra. A pesar del sufrimiento y la tragedia de 2008, no albergamos odio o  venganza. Recordaremos a las víctimas del pasado, vamos a dejar en manos de Dios, el presente y el futuro de Orissa.

¿Cómo es la situación actual en el área?
En la actualidad, la situación parece tranquila: no hay violencia de masas, aunque hay formas sutiles de opresión y discriminación contra los cristianos. Muchos fieles son víctimas de los ataques que están tratando de "reconstruir sus vidas" en lugares distintos de donde vivían en el pasado. Por supuesto, sigue habiendo mucho miedo, muchos cristianos están siendo aterrorizados y abatidos. Como obispo, en mis viajes por la zona - teniendo en cuenta que voy conociéndolo poco a poco - trato de dar confianza a la gente, brindando un apoyo concreto de la Iglesia y de proclamando la palabra de Jesús: "¡No tengáis miedo!".

¿Crees que es realmente posible reconstruir una convivencia pacífica?
La paz se puede construir sobre los cimientos de la reconciliación y la justicia. Hoy puedo ver la evidencia de la fe auténtica que mi gente está mostrando: en ellas no hay odio o resentimiento hacia los que destruyeron y mataron, sino la alegría que viene de Dios, que es el amor al enemigo, la predicación del Evangelio . Yo predico esto a las familias, a los fieles desplazadas que viven en la pobreza. Así curaran las heridas del pasado y abren la puerta a la reconciliación. Por otro lado, es importante que la justicia - continua diciendo - incluso a través de nuestro sacerdote y abogado, los procedimientos judiciales, para que a las víctimas se les reconozca una compensación justa y para que  los autores de la violencia sean castigados. Orissa es una prueba para examinar la credibilidad del sistema judicial indio: están en juego los fundamentos mismos del Estado de Derecho. Queremos seguir teniendo confianza en el Estado y el poder judicial, aunque los sentimientos predominantes entre los fieles ahora son la desconfianza y el abandono.

¿Cómo calificaría los recientes pedidos de demolición de las iglesias?
Sobre la cuestión de las órdenes de demolición de las iglesias, tenemos la intención de pedir al Tribunal Supremo el considerar los pedidos realizados, para que se garanticen nuestros derechos de libertad de culto y de religión, que figura en la Constitución de la India. Si estas leyes son inconstitucionales, debe ser anuladas. Creo que el conflicto podría solucionarse en breve.

¿Qué pedís al gobierno de Orissa?
Al Gobierno de Orissa y al gobierno federal les pedimos protección, terminar con la discriminación contra los ciudadanos cristianos, la protección del derecho a vivir en paz en nuestra tierra, profesando y demostrando nuestra fe libremente. El 24 de agosto vamos a orar para que el Señor ilumine y done su gracia a nuestros gobernantes.

Fuente: Agencia Fides

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Diálogo significa que hay más de una razón para exponer, una conversación entre dos o más personas que manifiestan sus ideas y afectos, también puede ser una discusión. El diálogo nos enriquece, por lo tanto: ¡bienvenida y bienvenido a dejar tu comentario en miel y langostas!

(Por favor, no publicidades ni SPAM)

Visita el Blog desarrollo biblico

Blog desarrollo bíblico

Llamá al (011) 4956-2399 y comunicate con nosotros

"Cómo interpretar la Biblia"

Auspiciado por el Departamento de Pastoral Bíblica Junta Catequística Arquidiocesana de Buenos Aires.