"Juan estaba vestido con una piel de camello y un cinturón de cuero, y se alimentaba con langostas y miel silvestre. Y predicaba, diciendo:" (Mc 3,6)

1 de agosto de 2011

Ideología o Religión



“Que el hombre no separe lo que Dios ha unido” (Marcos 10, 9). Este pequeño gran versículo del Evangelio es la contestación que da Jesús a algunos fariseos con respecto al matrimonio, pero aplicaremos alegóricamente esta frase de Jesús en el sentido en que dos cosas distintas se buscan para complementarse en relación a la voluntad de Dios. Porque así como el hombre y la mujer son diferentes, también por esta diferencia se comunican, dialogan, se buscan, se complementan, se unen bajo la bendición del Señor. Así también existen cosas reales en la vida de la fe, que necesariamente deben también comunicarse, dialogar, buscarse, complementarse y unirse. Si el hombre y la mujer se alejan, en sentido genérico, se corrompe la familia. 
 


Una de estas armoniosas uniones “matrimoniales” son la fe y la razón. Si la razón se aleja de la fe, entonces la vida eclesial se convierte en algo muy distante de Dios y la bendición, una mera expresión racionalista y agnóstica; y si la fe se aleja de la razón se convierte en una expresión irracional y fideísta, algo muy distante de la gran comunión eclesial y destinada a fanáticos “endrogados” ideológicamente. De esta forma, cuando la fe y la razón están separadas en el Pueblo de Dios, se produce una corrupción en la Familia de la fe.
 
Lo mismo, sucede con la razón y la sensibilidad, o dicho de otra manera más filosófica: el espíritu y la carne. Cuando en el ser humano se separan estos dos compuestos antropológicos, nuevamente estamos en presencia de una corrupción, esta vez antropológica. Debemos aclarar que con respecto a la carne no hablamos de la “carnalidad”, porque precisamente la “carnalidad” es una expresión que define al ser humano dividido, meramente sensorial que rechaza lo que viene del Espíritu. Si estas dos cosas se separan caemos en el ser humano “macrocéfalo” meramente racional o en el ser humano “microcéfalo” meramente emocional.
 
Y así hay muchas cosas en la vida de la fe que no deben alienarse: la obediencia y la libertad, la humanidad de Jesús y la divinidad de Jesús, lo divino y lo humano en lo sagrado, la contemplación y el estudio, la fe y las obras, la experiencia y el conocimiento, la oración y el trabajo, el poder y la misericordia de Dios, etc. Pero actualmente se advierte, especialmente en ambientes populares una marcada demagogia, que separa lo que Dios ha unido, transformando la vida de la fe en una mera ideología de tipo espiritualista de carácter mágico estilo “Harry Potter” en donde hasta se proclama que la Biblia es Dios bajo la ideología de la “sola Scriptura”. Así, para la retórica demagógica lo único importante es la fe, la emoción, la obediencia a un “iluminado” o “ungido”, la divinidad de Jesús, lo divino, la experiencia, la oración y la contemplación. De esta manera, se trata de un “ministerio de división” en donde se abusa permanentemente de la buena fe de los hermanos para llevarlos hacia quien el “ministro de división” adora por sobre todo, es decir, hacia sí mismo, en un universo artificial y diminuto.
 
Entonces, toda esta división discursiva, retórica, demagógica, populista, fideísta, mágica, irracional, no es otra cosa que idolatría en una “cultura” que llaman “cisma pastoral” que pretende dividir al Pueblo de Dios, por tanto habría que añadir “diabólico” entre sus características (diabolein: en griego “que divide, que arroja hacia los extremos”). Estos son los que aborrecen la inteligencia, el razonamiento, el conocimiento, la teología, las obras, el trabajo, el estudio, el Magisterio, la Tradición y exaltan a la ignorancia a la categoría de “virtud”. Los “ministros de división” tergiversan todo doctrinalmente,  por tanto su discurso es herético y, fundamentalmente, aborrecen a cualquiera que piense distinto de ellos porque se han divinizado. Curiosamente, hablan de “humildad” pero en sentido de exigir una sumisión ciega hacia ellos mismos, y hablan de “amor” en un sentido tan neoplatónico y confuso, que justifican así su hipocresía y “doble vida”.
 
Pero “Que el hombre no separe lo que Dios ha unido”, la preciosa Tradición y el Magisterio nos hacen contemplar la belleza de la vida de la fe, de seres humanos integrados por el amor de Jesucristo. Y la religión no es meramente “estar religados” sino la facultad de “releer” que se expresa por medio de la fe y la razón integradas armoniosamente: “traditio et legitima progressio”, porque crece en comprensión, en entendimiento de la Palabra de Dios, que no es un conocimiento confuso porque Dios no es Dios de confusión sino de paz. Precisamente, la paz y el entendimiento anidan juntos. Nuestra fe no es una ideología, nuestra fe es histórica y real, asimismo es nuestra hermosa religión católica. Que la Virgen interceda ante el Señor para integrarnos en Cristo y en nuestras diversidades, en nuestros matices. “Que el hombre no separe lo que Dios ha unido” (PCD).

Editorial, Prensa Cristiana Digital 40 (2011) 2

14 comentarios:

  1. Anónimo18.8.11

    Es cierto la fe y la razón deben acercarse. Lo dijo también Juan Pablo II

    ResponderEliminar
  2. Anónimo22.8.11

    En mi parroquia tenemos que soportar las homilias demagogicas de Raulito a las 19 hs. es de cuarta!!!!! todo lo deforma para defender la doble vida a capa y espada

    ResponderEliminar
  3. Anónimo19.11.11

    Encontraste la persona justa que siempre ejercio consejeria tanto en la Radio como en la Comunidad
    Este es un tema muy mio y muy personal. En mi libro "Mi vida con Cristo" cuento que a pesar de
    ser Catolica (lo que yo llamaba "Standart) pero sin haber tenido un Encuentro Personal con Cristo
    cumplia, pero Dios era un Dios distante a quien
    en Verdad por experiencia no conocia. Conoci a mi esposo en 1950, en el casamiento de una prima de mi madre y alli comenzo nuestra historia yo 16 anios y el 23, teniamos normas y conceptos muy diferentes a los de hoy porque tambien los hogares eran diferentes, lo primero eran la moral y las buenas costumbres. Nos pusimos de novios con compromiso, y luego casamiento en la
    Iglesia del Santo Cristo, con misa de esponsales,
    algunos diran que era eso. Tuvimos dos hijas a
    quienes educamos igual. No obstante eramos muy diferentes en caracter e hijos unicos (no vale explicar lo que eso significaba) de golpe no nos toleramos mas y en 1973 nos divorciamos. Al tiempo comienzo mi vida de Comunidad, me enamoro de Cristo y oh.! sorpresa en un Retiro Espiritual
    frente al Sagrario, le pregunto al Senior: "Que queres de mi" La respuesta fue: "QUe cumplas con tus deberes de estado". Lo consulte con mi Asesor espiritual y el me dijo que creia que era
    lo que debia hacer. La hago corta lo hablo con
    mi marido y el feliz, pues segun el era lo que
    el siempre esperaba. Anulamos nuestro divorcio
    y volvimos a vivir, posiblemente la etapa mas feliz de nuestra vida. Ambos ya maduros y entregados el uno al otro, hasta su muerte ocurrida el 25/10/2001, ahora se cumplieron 10
    anios. Mauricio querido, si querias mi Comentario
    creo que este es el mejor que podia hacer testi-
    monar mi verdad. Me pregunto porque solo a mi se
    me pidio eso y a los demas no? Esta muy claro el
    porque hoy se juntan y no quieren casarse, no se
    conoce la Palabra de Dios y entonces todo da igual. Perdo por lo extenso, pero eso Dios quiere para todos:" Lo que Dios ha unido que el hombre no lo separe". Si todo fuera asi existiria el concepto de flia., que hoy se ha perdido.
    ETELVINA

    ResponderEliminar
  4. Mauricio Shara20.11.11

    Precioso testimonio de amor y fidelidad. Quiero decirte que disfruté mucho la conversación telefónica que tuvimos vía padre Hernán, que inmediatamente me pasó contigo. Te pedí que lo comentes porque los cristianos no tenemos una ideología sino una fe viva, pero la acusación de "ideología" cabe en cuanto a muchas expresiones "populares", en ese sentido y soló ahí Nietzsche tenía razón: "platonismo para el pueblo". Pero la doctrina de la fe católica no es una ideología, aunque muchos católicos lo expresen así porque ignoran y es lamentable que no se les enseñe sino que se los deje en una ideología y pensamiento mágico. Todos los cristianos pueden entender gracias al Espíritu Santo. Personalmente, no creo en ciudadanos del Reino por un lado y "kelpers" por otro. Pero desgraciadamente lo único que se busca en muchos casos es un "mantenimiento" en muchas parroquias. Pero confiemos en el poder de nuestro Dios para vencer la mediocridad. La santidad es un vehículo de Dios.

    ResponderEliminar
  5. Soy anónimo pero puedo dar nombres22.11.11

    Bergoglio apañó hasta más no poder a la cantidad de curas con doble vida que hay en Argentina. Cree que los laicos somos todos boluditos devocionalistas que no nos damos cuenta de nada. Esa es su gran y enorme deuda, ha tolerado cuanta pelotudez existe hasta sectas catolicas imitadoras del evangelismo. Combatió contra el aborto pero no contra el sodomismo. Un personaje que no pasó de lo mediocre..............

    ResponderEliminar
  6. Anónimo24.11.11

    Gracias Mauricio, tus palabras realmente me conmueven creo que se debe Testificar con el ejem
    plo. La Fe debe ser una Fe Viva y que se debe de-
    fender hasta con la propia vida. "Sed santos como
    vuestro Padre Celestial es santo", es la unica manera de cambiar la mediocridad y paganismo que nos domina. De ahi que me duele cuando se habla
    de nuestro Cardenal, de una manera tan despiadada
    cuando se ha jugado y no se callo nunca, en defensa del pueblo de Cristo...! Jamas nego como
    buen jesuita sus convicciones.
    Veremos como sera el que lo suceda. Tambien criticaban a Juan Pablo II y hoy ya es Beato...!
    Seria mejor ser prudentes al hablar. No olvide-
    mos que deberemos dar cuenta de toda palabra ocio
    sa que salga de nuestra boca.!
    ETELVINA

    ResponderEliminar
  7. Anónimo8.12.11

    HOY HAY MUCHA IDEOLGIA EN EL CRSITIANISMO NO SOLO EN LOS GRUPOS FUNDAMENTALISTAS CON LA BIBLIA TAMBIEN EN OTROS ESTAMENTOS

    ResponderEliminar
  8. Anónimo8.12.11

    algunos jesuitas lo siguen a Jon Sobrino como lo siguieron en la Univesidad del Salvador pero cuidado porque hay cosas en las que estan muy equivocados. Bergoglio es un seguidor de Sobrino y su actuacion en la Argentina fue contradictoria y mediocre, es cierto que permitio la doble vida sabiendo que curas la practican, fue un paladin contra el aborto pero contra los putos fue permisivo, tiene un concepto de familia NO CRISTIANO

    ResponderEliminar
  9. Anónimo8.12.11

    EN LA USAL HUBO UN QUILOMBO DE LA CON.... POR CULPA DE LOS PROGRES YA NO HAY MAS TEOLOGIA

    ResponderEliminar
  10. Anónimo9.12.11

    Es cierto lo de la USAL muchos se acuerdan que se hizo de la Universidad una cueva de izquierdistas que seguían los postulados del barcelonés-salvadoreño Jon Sobrino. Es una visión muy restringida de la teología que termina en la politización de la religión

    ResponderEliminar
  11. Johnny Herrera9.12.11

    Bergoglio deja una deuda enorme con la doble vida de muchos sacerdotes.........

    ResponderEliminar
  12. Anónimo9.12.11

    Lo que pasa es que muchos sacerdotes tioman el celibato como una "ley" pero no recuerdan aquello de COMIDA GRATIS, TECHO GRATIS, EDUCACION UNIVERSITARIA GRATIS.... todo eso lo pagamos los laicos por tanto la doble vida ES UNA ESTAFA MORAL GIGANTESCA!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  13. Josefina9.12.11

    Yo le doy gracias a Dios por los laicos comprometidos con la evangelizacion porque la Iglesia que se viene es relaical

    ResponderEliminar
  14. Anónimo10.12.11

    Con que liviandad se lo culpa o critica a Mons.
    Bergoglio, posiblemente el mejor Cardenal que hemos tenido desde que tengo memoria. O nos olvidamos que fue papable y renuncio por su enfermedad (a el, le falta un pulmon) y no se sentia capaz de semejante responsabilidad. Ademas quienes somos nosotros para juzgarlo si fuera como aqui se comenta, ya tiene bastante con
    arreglar sus cuentas con Dios...! Ocupemos de la viga que temos en el propio ojo y no de la paja en el ojo ajeno.! Es mas me duele en el alma que
    siendo mi amigo de muchos anios cuando no pensaba llegar a donde llego, se lo trate con tanta falta de respeto...! Todos no somos KFK.!
    ETELVINA

    ResponderEliminar

Diálogo significa que hay más de una razón para exponer, una conversación entre dos o más personas que manifiestan sus ideas y afectos, también puede ser una discusión. El diálogo nos enriquece, por lo tanto: ¡bienvenida y bienvenido a dejar tu comentario en miel y langostas!

(Por favor, no publicidades ni SPAM)

Visita el Blog desarrollo biblico

Blog desarrollo bíblico

Llamá al (011) 4956-2399 y comunicate con nosotros

"Cómo interpretar la Biblia"

Auspiciado por el Departamento de Pastoral Bíblica Junta Catequística Arquidiocesana de Buenos Aires.